Ordenar por:

Resultados 1 al 15 de 990 para

"Roberto Merino"

Roberto Merino detesta

| Ver más »
Por Rodrigo Fluxá retratos José Alvújar De cierta manera, en cierto nivel, Roberto Merino detesta los libros. Y ama los muebles.-Me gustaría hacer algo más tangible que la literatura. Diseñar esta mesa, esta silla, algo concreto en el mundo. Los libros son asquerosos.-¿Por qué?-Porque tienen implícito una petición de atención. ¿Has visto esos hue.. que ponen: voy a presentar mi libro, por favor vayan todos? Y días después: no se vayan a olvidar de ir al lanzamiento, es muy importante. Lo detesto.-¿Por qué?-No me gusta solicitar atención. Para mí, los libros son mensajes en la botella. Cuando se quiere fomentar la atención, el objeto está desactivo. Tiene una seria cojera.-¿No te interesa fomentar la lectura de tus libros?-Ni de mis libros ni de mis columnas. No me interesa fomentar la lectura de nada.Roberto Merino, 51 años, detesta también los...

"Premio Revista de Libros" celebra en grande sus 25 años

| Ver más »
Premio Revista de Libros celebra en grande sus 25 años Mañana se abre la convocatoria al "Premio Revista de Libros", que en esta oportunidad, y con motivo de sus 25 años de existencia, reconocerá por primera vez el género de la crónica, y estará abierto a todos los hispanohablantes de América Latina y España.Un nuevo paso que se funda en la solidez, seriedad e influencia cultural de este concurso organizado por "El Mercurio" y Empresas CMPC desde 1991 y que ya ha premiado diez novelas, ocho poemarios, dos libros de memorias, una biografía y un volumen de cuentos.Por esta vez el "Premio Revista de Libros" innovará además en su forma: los participantes deberán enviar una o más crónicas de una extensión mínima de diez carillas y máxima de veinte. El premio, de $15.000.000 (o su equivalente en dólares al momento de la entrega) se dividirá entre seis trabajos ganadores; es decir, cada uno recibirá $2.500.000.Como cada año,...

Roberto Merino ciudadano de a pie

| Ver más »
Pedro Pablo Guerrero Pasa lista a los agravios arquitectónicos sin sulfurarse, en el estilo mesurado que lo ha hecho conocido. Le basta recordar que a nadie le interesó conservar el palacio de los García-Huidobro (esquina norponiente de Alameda y San Martín), donde nació el poeta creacionista, autor de "Altazor". Tras su demolición, constata Merino, "funcionó, durante décadas, una playa de estacionamiento". Un rasgo de idiosincrasia. Para él, que ha sido peatón toda su vida, no menos incomprensible le resulta la conducta de los capitalinos los fines de semana largos: "Todos se van en masa los viernes en la noche por carreteras colapsadas y regresan de la misma forma tres días después".En sus 360 páginas, "Todo Santiago" incluye crónicas que Roberto Merino publicó en "Santiago de memoria" (1997) y "Horas perdidas en las calles de Santiago" (2000), agregando textos...

El marcador de libros

| Ver más »
Juan Rodríguez M. En busca del loro atrofiadoRoberto Merino, UDP, 2018, 289 páginas, $12.000.Si las crónicas son tiempo, y el tiempo es la forma a través de la cual ordenamos el mundo, la manera en la que lo percibimos, entonces En busca del loro atrofiado es el mundo según Roberto Merino. ¿El mundo como ficción y realidad? Que lo diga él: "La actualidad es, en este sentido, la más efectiva de las categorías de la ficción", se lee en uno de los textos. Publicado por primera vez en 2005, el volumen reunía entonces noventa crónicas que Merino escribió en Las Últimas Noticias, a las que en esta reedición se le agregan nueve. En la ficción realista de Merino se tiene relativo uso de la razón, el mal es aliado de la imbecilidad, el zapping hace las veces de oráculo, el fútbol es un espectáculo shakesperiano, todavía hay billetes de quinientos pesos, los adultos son...

diccionario del siútico

| Ver más »
Por Rodrigo Pinto  En la estela del "Diccionario de ideas recibidas" que cierra la novela que Flaubert dejó inconclusa, Bouvard y Pécuchet, Juan Andrés Piña publicó en los noventa su Diccionario de lugares comunes, en donde recogía una contundente selección de aquellas frases que permiten continuar una conversación dejando de lado el contenido. Es decir: pura forma, aire, ruido más que sonido, como el clásico diálogo con el taxista que comienza con el reporte del tiempo, a las que se suma la familia de "los chilenos somos así", que encuentra una buena fuente en la letra del himno nacional. Piña ahora recopila otra serie de términos y frases de uso común, pero más en línea, como escribe Roberto Merino en el prólogo, del Diccionario del argentino exquisito, de Adolfo Bioy Casares. La línea de selección pasa por el giro innecesario, el adorno injustificado, la...

Un coleccionista

| Ver más »
Roberto Merino En la afición al coleccionismo parece haber un desplazamiento del foco de interés: no es el objeto mismo el que seduce, sino la serie. En este entendido, particular protagonismo tienen los espacios aún no completados de la colección, lo pendiente, lo visualizado de lejos y todavía no adquirido.Me da la impresión de que los coleccionistas son tipos que en algún momento han sentido natural temor ante el deficiente espectáculo del mundo y han encontrado un sustituto permanente puertas adentro. Saben, por mucho enamorarse o ver películas, que toda configuración feliz puede derivar en frustración. Esto los ha llevado a armarse su pasatiempo privado, que siempre le dará un sentido al regreso a la propia casa.El sentido es el tesoro escondido en esta historia. Aunque afuera haya griterío, descontrol social o tormentas eléctricas, dentro de la casa persistirá la...

El gran enredoso

| Ver más »
por Roberto Merino En medio de un sueño intranquilo escuché la otra noche una voz insistente que entiendo se dirigía a mí: "Así no se puede competir", "no están las condiciones para competir". La inflexión conceptual era envolvente, de modo que en ese extraño trance de sueño y vigilia me encontré tratando de entender el alcance de lo que se me decía.Finalmente, con un arranque de rabia, le pegué una patada a las sábanas y grité: "¡Competir en qué, nadie quiere competir, qué te has imaginado, estás inventando falsos problemas!".Evidentemente, alarmé a quien estaba a mi lado, porque la extensión del sueño no parece ser el espacio indicado para discutir asuntos filosóficos o epistemológicos. Pero así fue, no tiene sentido camuflar la extravagancia. Probablemente, este tipo de cosas les suceden a muchas personas que no cuentan nada. Otros se caen de la cama mientras...

Patricio Pron: Escribir en contra de uno mismo

| Ver más »
Pedro Pablo Guerrero Lo hizo de nuevo. Los críticos solo han tenido elogios para la obra más reciente del argentino Patricio Pron. Lo que está y no se usa nos fulminará es "quizás su mejor libro y uno de los más desbordantes de la narrativa en español contemporánea", ha dicho la crítica trasandina Graciela Speranza. Doce relatos en los que Pron juega con el tiempo, dando una vuelta de tuerca a la tradición literaria rioplatense, mientras en otros experimenta con la voz narrativa y la ambigüedad de la ficción, como en "Salon des refusés", que abre el volumen y pone en escena a una lectora obsesiva y a dos escritores que pactan escribir la "autobiografía" del otro sin ahorrarse revelaciones escabrosas.Lo que está y no se usa... confirma, además, la versatilidad de registros de un autor capaz de construir todo un relato ("He's not selling any alibis") con notas a pie de...

Más allá de la realidad

| Ver más »
Roberto Merino A cualquiera que indague un poco en la biografía de Augusto D'Halmar le llamará la atención el grado de fabulación con el que podía trastocar los hechos reales. Acorralado alguna vez por un fiscalizador de lo verídico, confesó haber adulterado en un suelto de prensa la catadura de una fiesta a la que asistió: no había huríes en realidad, ni jeques, ni nada glamoroso o deslumbrante, tan sólo gente común a la que se sumaron unos tristes reporteros de Las Noticias Gráficas.En 1981, a raíz de una crónica que escribió sobre la generación del 50, Enrique Lafourcade protagonizó un encontronazo epistolar con Claudio Giaconi, que vivía aún en Estados Unidos. Giaconi lo acusó de faltar a la realidad y Lafourcade le contestó algo así como "quédate con tu famosa realidad". Estimaba, por cierto, el valor de la imprecisión en la construcción del mito, y lo...

Atavismos

| Ver más »
Roberto Merino Muchas veces, en las discusiones de sesgo político y social, se revela la persistencia del ideal ilustrado, al menos en lo que tiene que ver con la convicción de que el conocimiento hace mejores a los hombres. En este sentido, se invoca a la educación como la luz redentora que aleja a los pueblos de las tinieblas de la ignorancia, la delincuencia y los vicios.Por cierto, esta difundida actitud sería como un remanente de un modo "pre freudiano" de entender el mundo. En semejante contexto, la imagen de la educación es la de la cátedra: la figura del maestro en el estrado o conduciendo un documental televisivo o incluso ejecutando un desplazamiento peripatético en un parque otoñal. El hecho es que siempre estaría, en la escena educativa, la presencia del que vierte "la música del saber" en los oídos de los concurrentes,Por lo mismo, da la impresión de que la...
.